Publicado el: 7 Abril, 2016

El antiguo gerente de LYMA y dos directoras se aumentaron el sueldo días antes del cambio de Gobierno

Exigieron cobrar estos plus de disponibilidad del 35% también con carácter retroactivo durante toda su relación laboral

LYMA ha denunciado los hechos ante el Tribunal de Cuentas por un posible delito

La empresa pública LIMPIEZA Y MEDIO AMBIENTE DE GETAFE S.A.M (LYMA), ha interpuesto una denuncia ante el Tribunal de Cuentas, para que se investigue un posible delito por parte de la anterior gerencia de la misma y dos directoras de área, al autoimponerse diferentes pluses de disponibilidad días antes del cambio de Gobierno. También se ha incluido en la denuncia al exalcalde Juan Soler y el antiguo concejal de limpieza Jesús Burranchón, quienes eran conocedores y consentidores.

El propio exgerente, Federico Zarza Núñez, así como la exdirectora de Recursos Humanos, Juncal Vázquez Eceizabarrena y la exdirectora de Comunicación y Atención Ciudadana, Mónica Labrador Casillas, incrementaron en un 35% lo que se les abonaba por su salario base, días antes de la entrada de la nueva Corporación Municipal en junio de 2015. El antiguo gerente se autoimpuso un plus de disponibilidad de 1.466 euros mensuales y ambas directoras de 1.166 euros al mes además del sueldo.

Los tres antiguos empleados de LYMA exigieron también a la empresa que estos pluses de disponibilidad se les abonasen con carácter retroactivo, teniendo en cuenta la totalidad de la relación laboral. Ha sido además la primera vez que en la empresa pública LYMA la gerencia o los puestos de dirección se han autoimpuesto aumentos de sueldos por el concepto de disponibilidad.

En mayo de 2012, la propia exdirectora de Recursos Humanos, Juncal Vázquez, elaboró un documento en el que informaba sobre los supuestos apuros económicos de la empresa pública LYMA, lo que suponía bajo su criterio la aplicación de una reducción de costes. Para ello propuso la supresión del plus de disponibilidad de los 49 trabajadores que lo venían percibiendo por la necesidad de sus funciones, lo que supone una incoherencia.

Sin embargo como ya informó la propia alcaldesa, Sara Hernández, los costes de la empresa se sobredimensionaron en más de un millón de euros en la pasada legislatura solo en personal directivo, que en algunos departamentos era incluso más numeroso que los propios trabajadores que realizaban las labores de limpieza.

Para Hernández, “la gestión en Getafe de Juan Soler, el senador, diputado regional y concejal que actualmente cobra 101.000 euros de sueldos públicos, así como el cerco judicial que se está cerrando sobre el exalcalde con los casos de la Púnica, el teatro de la calle Madrid o el supuesto uso de la empresa pública GISA para mejorar su reputación personal en Internet, demuestran que su único interés en la ciudad siempre ha sido personal y no el de mejorar la vida de los vecinos y vecinas”.

Share

Categorías:  Limpieza y mantenimiento

Valora este post:
una estrellados estrellastres estrellascuatro estrellascinco estrellas
Cargando…
 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.